Riesgos

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Existe una situación de riesgo siempre que se conjuguen dos elementos básicos, a saber: amenaza y vulnerabilidad

El riesgo se obtiene de relacionar la amenaza, o probabilidad de ocurrencia de un fenómeno de una intensidad específica, con la vulnerabilidad de los elementos expuestos.

 

En definitiva, el riesgo es el efecto de la incertidumbre sobre los objetivos de seguridad de la empresa.

 

La diferencia fundamental entre la amenaza y el riesgo está en que la amenaza está relacionada con la probabilidad de que se manifieste un evento natural o un evento provocado, mientras que el riesgo está relacionado con la probabilidad de que se manifiesten ciertas consecuencias, las cuales están íntimamente relacionadas no sólo con el grado de exposición de los elementos sometidos sino con la vulnerabilidad que tienen dichos elementos a ser afectados por el evento

 

La amenaza se define como la probabilidad de ocurrencia de un evento potencialmente dañino durante cierto período de tiempo en un sitio dado.

 

La vulnerabilidad puede entenderse como la predisposición intrínseca de un sujeto o elemento a sufrir daño debido a posibles acciones externas.

La matriz de vulnerabilidad identifica todas las fuerzas, tendencias, situaciones y eventualidades que podrían dañar a los sustentos fundamentales de la seguridad empresarial.

 

El análisis de vulnerabilidad es un proceso mediante el cual se determina el nivel de exposición y la predisposición a la pérdida de un elemento o grupo de elementos ante una amenaza específica, contribuyendo al conocimiento del riesgo a través de interacciones de dichos elementos con el ambiente peligroso...

 

La valoración, monitoreo, trazabilidad y gestión permanente de la matriz de vulnerabilidad permite mitigar riesgos y ejercer controles reales en cada etapa de proceso de protección de instalaciones, activos fijos, productos almacenados etc.

 

En resumidas cuentas, si no existen elementos de vulnerabilidad, no existe probabilidad de que se configure un escenario de amenaza que dé cuenta de una situación de riesgo.

 

Si lo que se pretende es la estimación del riesgo, indudablemente el estudio y la evaluación de la amenaza es un paso de fundamental importancia; sin embargo, para lograr dicho propósito es igualmente importante el estudio y el análisis de la vulnerabilidad.

 

Una vez evaluado el riesgo y teniendo en cuenta que no es posible reducirlo enteramente a cero, para efectos de la planificación y el diseño de obras de infraestructura y de protección, se hace necesario definir un nivel de "riesgo aceptable", o sea un valor admisible de probabilidad las consecuencias que, a juicio de las autoridades, se considere lo suficientemente bajo para permitir su uso en la planificación física y la formulación de requerimientos de calidad de los elementos expuestos.

 

Evaluar pérdidas futuras es algo incierto, razón por la cual usualmente se recurre a alguna medida probabilística para la realización de los estudios. 

 

Una metodología ampliamente utilizada para la determinación indirecta del nivel de riesgo es el análisis de costo y beneficio, en el cual se relaciona el daño con el peligro. 

 

La aplicación de medidas preventivas no garantiza una confiabilidad total de que no se presenten consecuencias, razón por la cual el riesgo no puede eliminarse totalmente. Su valor por pequeño que sea, nunca será nulo; por lo tanto siempre existe un límite hasta el cual se considera que el riesgo es controlable y a partir del cual no se justifica aplicar medidas preventivas.

NOSOTROS

Presidente del Centro de Estudios para la Convergencia Ciudadana. Una asociación civil, integrada por un equipo multidisciplinario de profesionales idóneos de vasta y reconocida experiencia en las áreas y temáticas descriptas en su objeto estatutario, aprobada para su funcionamiento, por resolución de la Inspección General de Justicia N° 1506 del 24 de noviembre del 2003.

paolaspatola@gmail.com

4382 7538

Talcahuano 291
Piso 2do. CABA

BLOG